Asociación Civil Creciendo

Invitemos a nuestros hijos a leer

Sociedad Argentina de Pediatría http://www.sap.org.ar

Las opiniones y/o artículos contenidos en esta página son a título informativo y no pueden reemplazar de ningún modo la consulta con su médico.

Sabemos que la salud, a la que todo niño tiene derecho por igual, no significa solamente ausencia de enfermedad, sino que, en su sentido más amplio, es el estado que permite al niño la expresión de todo su potencial y su armónico desarrollo.
Sabemos también que el ser humano construye su subjetividad a partir de lo simbólico en sus primeros tiempos. En este campo sabemos que para bien o para mal toda impronta temprana deja profundas huellas. En estos tiempos de crisis, sobre todo de valores, en que parecen desdibujarse los contenidos de nuestra cultura, el rescate de las formas básicas y la revalorización de lo esencial, cobra especial sentido. Múltiples investigaciones demuestran que el hábito de la lectura, iniciado temprana y placenteramente por los padres u otros miembros de la familia, y continuado a lo largo del tiempo, ejerce una influencia positiva en el desarrollo intelectual y afectivo del niño. Asimismo, hay suficiente evidencia científica que avala que leerle desde muy temprana edad y en voz alta a un niño es una de las acciones de mayor importancia que un adulto puede realizar para facilitar el ulterior desarrollo de las habilidades de lectoescritura.
Antes de que los niños asistan a la escuela, sus padres y su familia son los pilares sobre los que se asientan los conocimientos que adquieren. Desde ellos par te el afecto y la atención que llevará al desarrollo de la autoestima. Todos estamos de acuerdo en que la familia es el ámbito natural donde el niño se humaniza y que la adecuada interacción de los padres con sus hijos es un factor esencial para la promoción de la salud.                                                                                                                            No es lo mismo crecer solo que crecer acompañado por la familia. El compañamiento al niño va más allá de con quién vive y se relación, con el tipo, la frecuencia y la calidad de las interacciones con adultos significativos.
El desarrollo psicológico, entendido como el proceso de cambio que, a lo largo de la vida, permite a las personas abordar los problemas con mayor eficacia, comienza desde el momento en que nace el niño. Si bien este proceso es muy complejo y tiene múltiples determinantes, hay consenso en aceptar que la comunicación y el lenguaje, entre otros, constituyen importantes elementos o dimensiones del desarrollo psicológico.                                                                                                                                                   El ámbito de la familia es el espacio primario ideal para fomentar el placer y el gusto por la lectura. En ese sentido, la frecuencia de experiencias relacionadas con la escucha de historias, es uno de los índices de predicción más fuerte para los posteriores logros del niño en la escuela.    
Por eso, es importante leer a los niños en voz alta, mirar libros con ellos desde que son muy pequeños, y enfatizar la importancia del libro como fuente de información y de placer.         
Sabemos que es difícil que un niño sea lector si no ha logrado, desde sus primeros años de vida, crear un vínculo afectivo con los libros, si sus padres no leen y el niño no está acostumbrado a ver libros en la casa.
Una gran cantidad de investigaciones da cuenta de que, actualmente, los niños argentinos pasan, al menos, cuatro horas diarias frente al televisor. Otra parte importante del tiempo libre de los niños se distribuye entre los videojuegos, Internet y otro tipo de consumos culturales ligados a la producción audiovisual. Sin embargo, los cuentos, las historias y en definitiva, los libros, también interesan mucho a los chicos, cuando tienen la  posibilidad de acceder a ellos.      
                                                                                                  
¿Por qué es importante leer? 
¿Qué cosas están en juego en la lectura hoy en día?
 La lectura ayuda a las personas a construirse a sí mismas, a imaginar otros mundos posibles, a soñar, a descubrir sentidos, a encontrar movilidad en el tablero social, y, sobre todo, a pensar.
El ámbito de la familia es el espacio primario ideal para fomentar el placer y el gusto por la lectura.
 
 
¿Por qué es bueno contar cuentos a sus hijos?
Porque es un modo de compartir momentos de intimidad y tranquilidad entre padres e hijos. Cuando los papás narran o leen cuentos a sus hijos les brindan:
 - Momentos de seguridad, tranquilidad y afecto compartido.
 - Nuevas palabras y nuevas historias.
- Un modo de viajar con la imaginación.
- Una manera de aprender mejor..
 
 
¿Dónde encontrar historias para contar?
Para contar cuentos a sus hijos no es necesario que usted tenga un montón de libros. Hay gran cantidad de maneras de ayudarlos:
-       Contarles cuentos o historias que usted recuerde.
-       Contarles historias a partir de fotos y dibujos.
-       Crear historias juntos.
-       Construir juntos sus propios libros.
-       Valorizar a los abuelos y adultos significativos como narradores
-       Comentario y lectura de diarios (suplementos infantiles).
 
       Además, puede encontrar libros y cuentos en:
-       Bibliotecas públicas de su barrio.
-       La escuela.
 
Maaaa,..    ¡¡¡ estoy aburrido!!!
Esta puede ser una buena oportunidad para proponerles que lean, contarles un cuento, o crear una historia juntos.
¿Recuerda alguna historia que disfrutaba cuando usted era chico??
 
Compartir lecturas con nuestros hijos es una excelente manera de acercarnos más a ellos, conocer mejor su mundo y enriquecer nuestra conversación, creando un espacio de diálogo al que ellos, y nosotros, querremos volver a lo largo de la vida. Por ello, la lectura debe ser una parte natural de la vida familiar.
El hábito lector huye de las imposiciones, pero en cambio es tremendamente contagioso: si nosotros leemos y disfrutamos leyendo, nuestro hijo acabará haciendo lo mismo.
 
Leer con los chicos es hacerles una caricia que los llevará a imaginar otros mundos posibles, a identificarse con personajes y a viajar a lugares lejanos, sin alejarse de su lado….
 
  Leer es bueno.
        Leer con nuestros hijos: ¡¡¡mucho mejor!!
triptico_bebes.pdf
triptico_chicos.pdf
triptico_general.SAP. leer.pdf